Pasar al contenido principal

Blog

Claves para la eliminación de los huevos y las larvas de pulgas

perro

¿Las pulgas se han adueñado de tu mascota? Es más que posible que se hayan apropiado también de sus rincones favoritos. Sin embargo, por más baños que le des e insecticidas que le apliques a tu perro, no serán suficientes para acabar con ellas. Hasta que no elimines sus huevos, larvas y pupas del entorno, las pulgas no desaparecerán.

No hay nada más frustrante que ver cómo las pulgas regresan una y otra vez a hacer sufrir a nuestras mascotas. Muchas veces, fijamos el objetivo en el insecto adulto, cuando, en realidad, las formas inmaduras son el principal problema: huevos, larvas y pupas.

Sigue leyendo y descubre cómo deshacerte de los huevos de una vez por todas.

Un hogar contaminado

Los huevos de la pulga constituyen, aproximadamente, el 50 % de la infestación. A lo largo de su vida, una pulga adulta puede poner entre cientos y miles de ellos sobre tu mascota. De color blanco o translúcido, y diminutos como un grano de arena, se desprenden del pelaje del animal y contaminan su entorno. Son tan pequeños que es difícil verlos a simple vista y, con frecuencia, se confunden con partículas de caspa.

Contaminación del huevo
La mayor fuente de contaminación son los huevos. El ciclo de vida de la pulga puede completarse en pocas semanas, por lo que parece un problema sin fin.

También es fácil confundir los huevos con la suciedad de la pulga, motas rojizas o negruzcas que, en realidad, son las heces de las formas adultas —y la comida favorita de las larvas—. La suciedad es mucho más fácil de ver que los huevos y es un indicador infalible de infestación. ¡Haz la prueba! Peina a tu mascota, deposita los restos sobre un pañuelo de papel y echa una gota de agua sobre las motas negras: si se forma un halo rojizo, tienes un problema de pulgas en casa.

La limpieza del entorno: clave del tratamiento

Los tratamientos contra pulgas fracasan porque no atacamos el problema de raíz: los huevos. Para eliminarlos de tu hogar, el primer paso es lavar las fundas de camas y cojines donde tu mascota suele descansar, sin olvidar sus juguetes. Lo mejor es introducir todo en la lavadora a la máxima temperatura que nos permita la tela que vamos a lavar: de esta manera, nos desharemos tanto de las formas adultas como de las inmaduras. Es probable que tengas que hacer varios lavados, así que ármate de paciencia.

Para suelos y rincones, la aspiradora es nuestra mejor aliada para eliminar los engorrosos huevos. El secreto es pasarla por los lugares adecuados. Pista: las alfombras suelen ser su escondite favorito. El aspirado también resulta efectivo en suelos de madera y

laminados, ya que las pequeñas grietas entre las tablas son como hoteles de lujo para estos insectos. En suelos de baldosa, fregar con jabón ayudará a mantener la zona libre de parásitos.

Asimismo, es preciso poner especial atención en los sitios donde es fácil que se acumule polvo y mugre. Por ejemplo, debajo de los tapetes, sillones, muebles y cojines del sofá, así como en las esquinas o los zócalos.

Aspiradora
No es posible eliminar las formas inmaduras del ambiente de la noche a la mañana. El proceso puede necesitar hasta tres meses, según las condiciones climáticas y el nivel de contaminación.

Alfombras con mucho pelo, suelos con grietas o habitaciones poco despejadas de muebles y otros enseres representan el mayor reto para nuestros esfuerzos de limpieza.

Al principio, deberemos aspirar con frecuencia, incluso varias veces al día en los casos más severos. Después, bastará con pasar el aspirador cada tres días. Cuando notemos que las pulgas han dejado de atosigar a nuestro fiel compañero (habitualmente, una vez que ya no tiene, el animal se deja rascar), tendremos que hacerlo, al menos, semanalmente. Eso sí, no conviene aspirar sin haber aplicado antes algún tratamiento a nuestra mascota, preferentemente una pipeta spot-on combinada con un collar antiparasitario, que debe mantener puesto las veinticuatro horas del día, y no solo cuando sufra de pulgas, sino todo el año, para mantenerse protegido. El motivo es sencillo: la vibración de la aspiradora hace que las pupas salgan de los capullos y, si nuestro amigo peludo no está protegido, cientos de pulgas adultas podrían darle una desagradable sorpresa…

Hay quien recomienda desechar la bolsa de la aspiradora de inmediato, para evitar que las pulgas seguirán desarrollándose en su interior y que, de algún modo, encuentren el 

camino de vuelta a nuestro hogar. A este respecto, aunque no hay evidencias claras de que esto sea cierto, no sobra poner unas cuantas bolas de naftalina dentro del electrodoméstico para quedarnos tranquilos.

Evita el desarrollo de los huevos con las moléculas IGR

Tal como te hemos contado, los insecticidas eliminan las pulgas adultas, pero no son efectivos contra las formas inmaduras. Para lidiar con ellas, necesitamos otro aliado: una molécula IGR que impida su desarrollo. Estas sustancias son muy seguras para ti y tu amigo de cuatro patas, pero terribles contra las pulgas, ya que rompen su ciclo vital.

Estas moléculas pueden administrarse vía tópica, sobre el pelaje de nuestras mascotas, o vía oral, en forma de pastillas. Ahora bien, la forma más fácil y efectiva es mediante una pipeta spot-on, aplicada de forma periódica. Las mejores, como Dynacan, contienen una molécula IGR y un poderoso insecticida. El principal valor de usar esta combinación es que los huevos que caigan de un perro tratado con Dynacan ya no podrán desarrollarse, de modo que se logrará acabar con la contaminación ambiental. Es decir, este tratamiento combate tanto las pulgas adultas como las formas inmaduras a la vez. Se aplica en un periquete y protege a tu mascota durante 8 semanas, ¡así de fácil!

Evita que tu hogar se vuelva a contaminar

Las claves del éxito en el tratamiento de las pulgas son la paciencia y la constancia. Lo último que queremos es que estos bichos vuelvan a incordiar a nuestras mascotas. Recuerda que una pulga puede poner hasta 2000 huevos a lo largo de su vida. ¡Una sola basta para convertir una molestia en una infestación severa!

Si quieres mantenerlas lejos de tu hogar, utiliza pipetas spot-on y collares antiparasitarios. De esta manera, evitarás el desarrollo de las formas inmaduras, eliminarás a las adultas y repelerás las nuevas. Pero, ¡ojo!, no olvides que algunos tratamientos no se pueden usar en gatos. Consulta siempre a tu veterinario.

Ya lo sabes, los huevos de la pulga son una amenaza invisible. Con limpieza y Dynacan, al problema adiós dirás.

 

 

Productos relacionados

Not available in
This is not available in . You can go to the translated versions in these languages: